viernes

UNO SÓLO EXPONE LOS HECHOS


José, un postadolescente criado en la Calle Uría de Oviedo, de pronto resuelve su identidad. Una mañana se da cuenta de que es asturiano, se hace llamar Xosé y se pone a hablar una lengua que mi abuelita, natural del Fabariegu, no entendería del todo pese a lo inteligente que era. 

*

En la Vizcaya profunda trabajé con un hombre llamado Petronio. Él comía a diario en la Herriko taberna, aunque, árbitro de la elegancia, decía comer en la Taberna de Enrique. Siempre un poco borracho, preguntaba por el tal Enrique cada vez que entraba en el local, pero nunca obtuvo respuesta. Los parroquianos le tenían miedo.

*

En su muro de Facebook, Luis, de izquierdas cerrado, se manifiesta en contra del asesinato de Miguel Ángel Blanco y no defiende a Carles Puigdemont ni a Nicolás Maduro. Más de uno le elimina de la lista de amigos, no sin antes tacharle de facha.


No hay comentarios:

Publicar un comentario