Mostrando entradas con la etiqueta Reseñas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Reseñas. Mostrar todas las entradas

jueves

OTRA RESEÑA


Muy brevemente, Antonio Rivero Taravillo comenta en su blog La luna en la punta de la lengua, mostrando unos versos a continuación de sus palabras. Para leerlo:


Sinceramente agradecido por tanto eco. Siempre es gratificante que algunos compañeros aprueben la labor de uno.


sábado

RESEÑA


Esta mañana, hacia las diez, me llamó José Ángel García para avisarme de que Amador Palacios comenta -en el suplemento cultural ARTES&LETRAS Castilla La Mancha, del ABC- La luna en la punta de la lengua.

Ha salido hoy. Lo busqué por la red, pero parece ser que de momento no lo han publicado en edición digital. Traigo aquí el comentario.

***

Puntería del decir poético

AMADOR PALACIOS

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------

LA LUNA EN LA PUNTA DE LA LENGUA

ADOLFO GONZÁLEZ

Editorial Pre-Textos Valencia,
2014, 72 páginas

     Cuando La luna en la punta de la lengua obtuvo el Premio de Poesía Arcipreste de Hita el poeta Vicente Gallego, miembro del jurado, destacaba en el informe final del fallo que "no es habitual encontrarse en un premio un libro tan cumplido como el de Adolfo González, un libro en que se dan cita la clarividencia poética y la sabiduría vital en luminosa armonía, y todo ello refrescado por unas gotas de buen humor". Ese lúcido vitalismo, esa claridad equitativa y ese humor sin dobleces que señala Gallego podría concentrarse en la atribución de la certeza expresiva que muestra la ceñida poética de este joven creador asturiano afincado ahora en Cuenca.
     Este libro consta de una ensamblada serie de proposiciones encuadradas en un lirismo de tono sencillo, sencillo en cuanto a la disposición de las frases, concatenado en sumarias cláusulas ahormadas en un tino poético donde los económicos vocablos apuntan a un decir que exhibe un encumbrado mensaje sorpresivo de alta condición poética ("El silencio / sopla como el viento, / canta como el mirlo, / habla como yo".)
    La luna en la punta de la lengua susurra de un tirón su contenido en la expectante capacidad receptiva de un lector que se va llenando de las dulces y escuetas confidencias que el autor le sugiere. Por su timbre de calidad antirretórica, tal lector puede asociar el sobriamente enriquecido poder comunicativo de esta colección poética a los versos de Gloria Fuertes, sin que Adolfo González sea un epígono de la célebre y simpática creadora madrileña ("Una niña tose / asomada a un balcón. / Yo dibujo una ventana en la libreta / y veo lo divino en su catarro".)
     Superando el decir poético de Gloria Fuertes, centrado en un humor intempestivo más que en el simulado fondo trágico que habita en la poesía de González, este libro mejor apunta a un espíritu que podríamos enmarcar dentro de la estética dadaísta, un movimiento desprovisto de férreos postulados y elevado a juegos verbales tamizados de un seco humor pueril ("Cuando era joven / me defendía como un erizo. / Hoy en día, más joven, / me defiendo como una flor").
     González, sin embargo, como pudimos corroborar tras su intervención en la última edición del Festival de Poesía para Náufragos celebrado en Cuenca, nunca ceja en el efectivo manejo de los recursos literarios para dotar a los versos de las más sabrosas cumbres.
     André Breton argumentaba, en su defensa de Dadá, que la corriente fundada por Tristan Tzara no fue un entramado político, ni una escuela, sino el refrescante afloramiento de un estado de ánimo, estado anímico del que está imbuido este libro de Adolfo González, que nunca olvida el misterio profundo poético ni un eficaz factor sorpresa siempre presente en sus poemas.


lunes

RESEÑA


Me entero ahora de una reseña de La luna en la punta de la lengua publicada en Apolo y Baco, página dedicada al jazz, el vino, la gastronomía y la literatura. Ya salió en septiembre. Va el enlace.

Apolo y Baco

jueves

RESEÑA


Nueva y sorprendente reseña de La luna en la punta de la lengua. Aunque me sonaba su nombre, no conocía a Deborah Antón. Para ver la reseña, sólo hay que hacer click:

aquí

viernes

RESEÑA


En una nueva revista, una reseña de La luna en la punta de la lengua.


Índice del primer número.



La luna en la punta de la lengua
Adolfo González
Valencia, Pre-Textos, 2014

Tras una trayectoria al margen del circuito literario habitual, bajo publicaciones independientes y de poca difusión, sorprende Adolfo González (Avilés, 1982) con su nuevo poemario La luna en la punta de la lengua, que le valió para alzarse con el Premio Arcipreste de Hita 2013. Con una voz clara, concisa e irónica, va desarrollando un discurso con el lector en el que la luna le sirve de pretexto para entablar diálogo: "Espera, espera. / Tengo la luna / en la punta de la lengua". En el volumen predominan las formas breves, colmadas de paradoja y sorpresa: "Moriste antes de morir / y sigues aún con vida", y salpicadas con humor para reconstruir el mundo a su medida: "Una niña tose / asomada a un balcón. / Yo dibujo una ventana en la libreta / y veo lo divino en su catarro". Todo esto unido a una inclinación hacia el metapoema; ya sea como indigación, como en "Acto de fe", o como ataque a la erudición, como en "Socorro"; nos muestra a un poeta que huye de la seriedad y prefiere tomarse las cosas con gracia, ya sea por su boca o por la del apócrifo Dao Fu, que es capaz de sacarse poemas del bolsillo como quien no quiere la cosa. Un libro cargado de ingenio, giros inesperados y vitalidad, y que alcanza las mejores notas con "La eternidad está siempre de moda": "Desde hace siglos / la luna y este instante: / dos contemporáneos".

martes

RESEÑA


Ángel Luis Luján comenta La luna en la punta de la lengua

aquí

RESEÑA


 
Publicada en el periódico El Día, en el suplemento cultural de Castilla La Mancha.
 

RESEÑA

  
 
Aparecida en el periódico El Día, en el suplemento cultural de Castilla La Mancha.